icon_facebookicon_twittericon_linkedinicon_instagram
icon_busqueda
Logotipo El Horizonte
Monterrey, NL
Clima
Y que se queda callado… otra vezMartes, 21 de Mayo de 2019 02:00 a.m.

Los camioneros ya aplicaron el tarifazo “a la brava”… ¡y “El Dronco” no dijo ni pío!

Pues resulta que los transportistas se rebelaron ayer y aumentaron sin autorización las tarifas urbanas en $11, $15 y hasta $17 pesos, y aunque Jaime Rodríguez fue el primero que debió de reaccionar contra ellos, prefirió –otra vez– quedarse de brazos cruzados.

Entonces, el que tuvo que salir al quite fue un senador –léase Víctor Fuentes– y se movió a poner una denuncia contra el abuso de los empresarios del transporte.

Nótese la incongruencia: aunque se supone que el poder ejecutivo es el que “actúa”, tanto el gobernador, como su gente –Jorge Longoria, de la Agencia Estatal de Transporte, y Manuel “DroncoRólex” González, secretario de Gobierno– brillaron por su ausencia.

Y tuvo que ser el legislador federal el que “diera color” y, en compañía de Rocío Montalvo –de “Únete Pueblo”– y el abogado Mauricio Castillo, se presentó en la Fiscalía estatal para denunciar penalmente a los ruteros por aumentar las tarifas… ¡desobedeciendo al ejecutivo!

****************************

Al que le está llegando el agua al cuello es a Mauricio Zavala Martínez, quien cobra como director de la Red Estatal de Autopistas (RAE). Primero, porque en los más de tres años que lleva en el puesto no ha podido tener en buen estado la autopista al Aeropuerto.

Y es que esta importante vía estatal sigue estando “tapizada” de baches y cuarteaduras, a pesar de que es de las más caras del país, con su cuota de $43 pesotes, que vienen siendo $3.70 pesos por cada uno de los escasos 11.5 kilómetros que mide.

Pero ahora la cosa se pone más “peliaguda” para él con el reporte de la Auditoría Superior del Estado (ASE) en el que se señala que el señor Zavala no integró bien sus comprobantes de gastos de la RAE y trae “extraviados”… ¡casi $100 millones de pesos!

Nomás que ahora lo que se oye es que parte del problema es que Zavala ha metido a sus amigos, pero sobre todo a los “recomendados” de su jefe, “El Dronco”, a realizar las labores de recarpeteo, que son parte de lo que ahorita traen “bajo la lupa”.

En otras palabras, que es en esta área donde el gobierno habría estado robando, “de poquito en poquito” –que es como se logra robar más– y por eso el buen Zavala nomás no va a poder hacer que le cuadren sus cuentas.

****************************

A la que ya identifican como el brazo armado de Napoleón Gómez Urrutia –y de Morena– es a la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (CATEM), que viene con todo para “armar estructura” en Nuevo León.

Escucha Protágoras que este nuevo sindicato viene bien respaldado con todo el “apoyo federal” para jalar –más bien piratearse– a todos los obreros actualmente agremiados a la CTM y a otros sindicatos fuertes en el estado.

La tirada con este “operativo” es meter a la mayor cantidad posible de gente al CATEM y crear así una nueva mega-central obrera al más puro y viejo estilo priísta. Basta recordar a Fidel Velázquez a nivel nacional y a Raúl Caballero en este terruño.

¿Cuál es la estrategia para lograr su meta? Pues “seducir” a los empresarios ofreciéndoles porcentajes ligeramente más bajos en las cuotas sindicales para que estos vean un “ahorro” y caigan más fácilmente en el juego.

Peeeeero, el “chiste” es que para cuando el empresario voltee a ver, ya va a tener metido en su empresa un poderoso sindicato, cuyo principal fin será que los empleados voten por Morena.

****************************

Nomás se escuchaba el canto de los grillos…

Donde se puso bueno ayer el desayuno, para los valientes que madrugaron y pudieron estar presentes, fue en un conocido restaurante del centro de Monterrey, donde se dio una muestra más de lo que ya les comentábamos… ¡el hervidero político nomás crece y crece!

Cosas de los tiempos de la Cuarta Transformación: en una mesa estaba Sergio Carlos Morales Quintana, el más fuerte aspirante a la dirigencia nacional del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana, quien cuenta con el apoyo del 85% de los petroleros sindicalizados y jubilados y de 32 de las 36 secciones sindicales del país.

Y mientras éste y su gente aprovechaban el desayuno para “mover el bigote” y también los hilos de sus apoyos para la próxima elección, en una mesa cercana estaba el doctor José Narro, haciendo también su “luchita”.

Como ya les habíamos contado, Narro busca la dirigencia nacional del PRI, y ayer estaba almorzando en compañía de Abel Guerra, un priísta de largo “colmillo” al que consultan por igual priístas y morenistas…

¡¡ Yássas !!

OpenA