icon_facebookicon_twittericon_linkedinicon_instagram
icon_busqueda
Logotipo El Horizonte
Monterrey, NL
Clima
Son dos Ligas con proyectos distintosSábado, 23 de Febrero de 2019 02:00 a.m.

Usted se preguntara el por qué la ONEFA y la Conadeip no pueden llegar a un acuerdo definitivo para tener duelos InterLigas o simplemente competir unidos. La razón es sencilla, tienen programas distintos y métodos para formar sus equipos diferentes, por lo que verlos de la mano compitiendo en estos momentos es un poco complicado.

Si hablamos de la Conadeip, ellos se basan en un programa de becas, muy atractivo por cierto no sólo para el jugador, sino también para sus padres y a partir de ahí conforman sus conjuntos. La base de sus muchachos, si no es que casi todos, están becados, algunos con porcentajes muy altos, de tal manera que su forma de conseguir muchachos es por dicha vía.

En cambio, en la ONEFA es a base muchas veces de un semillero, no se descartan las becas, pero están muy lejos de lo que se gastaría un padre de familia en una mensualidad si jugara y estudiara en una institución privada, llámese ITESM o UDLAP.

De tal manera que si sus formas de convocar jugadores para su programa es distinta y los métodos que siguen una y otra Liga lo confirman, ¿cómo pueden ponerse de acuerdo? En verdad que suena casi imposible, al menos en estos momentos, sobre todo si no existe disposición de ambas partes por dar un poco a cambio de una solución.

Así las cosas, mientras sean procesos diferentes será difícil que los veamos competir juntos.

HASTA CIERTO PUNTO TIENEN RAZÓN

Hace dos semanas, posterior al Congreso de la ONEFA y luego de conocer la propuesta de la Liga en cuanto a los duelos cruzados, uno de los entrenadores que vivió aquel rompimiento de la ésta comentaba a manera de pregunta ¿por qué ahora a los de la Conadeip les urgen partidos contra nosotros, qué no recuerdan cuando se fueron y nos quedamos muy pocos?

Y sí, la verdad es que en aquel año de 2009, los cuatro conjuntos del sistema Tecnológico de Monterrey partieron y al año siguiente se sumó a ellos los Aztecas de la UDLAP.

Eso provocó que en el Grupo Fuerte de seis escuadras sólo quedaran los Auténticos Tigres, por lo que se tuvo que volver a un formato de siete equipos, incluyendo en él a conjuntos que si bien aceptaron jugar con los gigantones, no contaban con ese nivel, ellos eran Pumas Acatlán y Centinelas, éste último ya no participa el presente año en la ONEFA.

Con esas siete escuadras, Pumas, Burros Blancos, Águilas Blancas, Linces, Tigres, Acatlán y Centinelas, la Liga tuvo que sortear sus temporadas. Ahí todo iba ‘viento en popa’ para la Conadeip, ya que se le unía posteriormente Santa Fe, luego Puebla, posteriormente Tigres Blancos, los Legionarios, Leones Anáhuac Norte y se podía decir que lucía más fuerte y completo ese grupo que el de la ONEFA.

Pero de la noche a la mañana se funcionan los conjuntos del centro del país, desaparecen otros, uno más cambia de Liga y ahora son seis los representantes de la División Independencia y esto no es suficiente como para presumir un torneo nacional.

En resumen, cuando hubo la oportunidad por parte de la Conadeip de acercarse no lo hicieron, ahora que les faltan rivales piden duelos, y por lógica, ya la mayoría de los coaches que compiten en la ONEFA dice no.

Ni modo, uno no conoce el futuro de las cosas, así que como decía mi abuela ‘siempre hay que estar bien con todos, porque no sabes cuándo los necesitarás’.

OpenA