icon_facebookicon_twittericon_linkedinicon_instagram
icon_busqueda
Logotipo El Horizonte
Monterrey, NL
Clima
¿Qué te están tratando de decir tus antojos?Miércoles, 15 de Mayo de 2019 00:01 a.m.

La mayoría de nosotros nos podemos identificar con ese sentimiento de urgencia y ansiedad mientras buscamos en el refrigerador ese pedacito de pastel que la noche anterior vimos ahí. Alguna vez has estado en la cocina pensando…¿algo dulce?, ¿papitas?… ¿chocolate?.

Aunque es común sentir esa necesidad por alimentos altos en azúcares, grasas y/o sales; hay algunas explicaciones que pudieran ayudarnos a entender y aprender a controlar los famosos antojos:

1.- Imposible resistir: Cuando nuestro día está lleno de estrés y ansiedad, es común buscar aquellos alimentos que mientras no nos proporcionan nutrientes y son altos en azúcares, sales, grasas etc… son deliciosos. Además, estimulan la descarga de dopamina en el cerebro.

¿Posible solución?

Mi recomendación sería identificar aquellos factores que detonan la ansiedad por este tipo de alimentos, buscar ayuda psicológica y aprender a lidiar con la ansiedad de otra manera que no ponga en riesgo tu salud.

2.- Hormonas: Algunos estudios han encontrado que antojos, generalmente por dulces o alimentos altos en carbohidratos, aumentan durante la fase premenstrual de tu periodo. Esto pudiera deberse a un aumento de estrógeno y progesterona, así como una disminución de serotonina.

¿Posible solución?

Aunque buscamos este tipo de alimentos para sentirnos mejor, mi recomendación sería buscar el balance. Por ejemplo, en lugar de comer pizza, chocolate y papitas; te recomiendo elegir un solo antojo (con medida) y nutrir a tu cuerpo con una alimentación adecuada el resto del día. De esta manera evitas excesos, culpas y disfrutas aún más de aquel antojo.

3.- Embarazo: Una teoría sobre los antojos durante el embarazo, particularmente de alimentos azucarados y altos en grasas, se debe a que la percepción sensorial aumenta durante el embarazo.

¿Posible solución?

Poner primero a tu bebé, aunque es maravilloso sentir crecer dentro de ti aquella vida, viene con la responsabilidad de darle todo lo que necesita. Incluyendo los nutrientes que vienen de una buena alimentación. El balance es la clave, mientras no le falte nada a tu bebe y estés dentro de los parámetros de aumento de peso, un antojo esporádico no es perjudicial.

4.- Deficiencias: Otras teorías sobre los antojos mencionan que dependiendo del tipo de antojo significa que hay cierta deficiencia por nutrientes específicos. Por ejemplo:

Antojo de chocolate = deficiencia de magnesio.

Antojo de pan, pasta y otros carbohidratos = deficiencia de nitrógeno.

Antojo de alimentos altos en grasas = deficiencia de calcio.

Antojo de alimentos salados = deficiencia de cloro.

Antojo de alimentos azucarados = deficiencia de cromo, fósforo, triptófano.

Sin embargo, hay muy poca información que defiende esta teoría principalmente porque hay alimentos mucho más altos en los nutrientes mencionados y el antojo generalmente no se basa en este tipo de alimentos.

¿Posible solución?

Empezar el día con alimentos altos en nutrientes, hacer ejercicio, dormir bien, mantenerte hidratado, practicar la atención plena en todas tus actividades, etc… son excelentes maneras de reducir radicalmente los famosos antojos y de mantener el balance en tu vida.

Be Healthy. Be You.

OpenA