OpenA
icon_facebookicon_twittericon_linkedinicon_instagram
icon_busqueda
Logotipo El Horizonte
Monterrey, NL
Clima
Pájaros rompiendo ventanas (recargado)Por: Moisés Lopéz Cantú SystemáticaMiércoles, 5 de Mayo de 2021 02:00 a.m.

“Es extraño que no se haya dado cuenta si hace tres días que estamos con este problema de los pájaros rompiendo ventanas para morirse dentro de las casas”

Gabriel García Márquez en Un día después de sábado

Por casi cinco años se ha publicado Systemática, semana a semana, siempre para hablar de transporte, medios no motorizados, calidad del aire, desarrollo urbano, espacio público y, a veces, de política y sociedad. Sistemáticamente, siempre pensando y reflexionando sobre la casa de todos, eso que llamamos ciudad.

El 17 de septiembre de 2019 publicamos “Pájaros rompiendo ventanas” (bit.ly/2QS6e9y) con el mismo epígrafe que encabeza esta columna y hoy lo repetimos porque la urgencia climática “presagiada” por García Márquez sigue vigente: alguno de nosotros – miembros de ese género o especie que llamamos “regios” – muere todos los días en algún lugar de la ciudad. 

Sí, la contaminación del aíre sigue siendo un flagelo, pero también lo son los siniestros de tráfico (con sus muertos y heridos), el ruido, la tremenda crisis del transporte público y los efectos que estos fenómenos tienen sobre los que menos tienen: gentrificación, pobreza y desigualdad. Todo, agravado y en evidencia, por el Covid.

Hoy se pública “Pájaros rompiendo ventanas (recargado)” como un recordatorio, en este tiempo de campañas políticas, de que el foco de la sociedad, candidatos y funcionarios públicos tendría que estar puesto –insistente y persistentemente– en lo realmente importante: la vida y la dignidad de las personas. 

Pero también se pública como un anticipo de la presentación del libro del mismo nombre. El próximo viernes 7 de mayo algunas de las columnas de Systemática migran y se convierten en libro, en cinco apartados: transporte público, desarrollo urbano y ciudad, calidad del aire, espacio público y medios no motorizados y política y sociedad. En cada apartado, una extraordinaria colaboración. Muchas gracias a mis amigos-colegas que amablemente aceptaron colaborar.

¿Por qué un libro? 

Como un recordatorio de lo importante, como un llamado a candidatos y ciudadanía para centrarnos en lo que sí vale (las personas, no el concreto), para dejar de lado lo que siempre hemos hecho (apostar a la desmesura de la infraestructura) y concentrarnos en trabajar juntos, poco a poco, para “bordar” espacios agradables, acogedores y seguros. Espacios y servicios que no destruyan lo natural, que no segreguen, que cobijen al que menos tiene y que sean producto del trabajo de todos, que respete la dignidad de peatones y ciclistas, que proteja sus vidas y nos ofrezca orgullo, pertenencia y vida.

Pájaros rompiendo ventanas también es un tributo a todos los que se rebelan contra lo que nos mata, lo que nos cosifica y separa; este libro es un reconocimiento para individuos y organizaciones que luchan por mejorar la ciudad, pero, sobre todo, por todos los ciudadanos anónimos –peatones, ciclistas, desempleados, discapacitados, niños, adultos mayores– que sufren la aridez de la ciudad. Pájaros que rompen ventanas con la razón, con empatía, en comunidad.

Mi reconocimiento para todos esos “pájaros” que extienden sus alas y “rompen” ventanas para vivir y gozar, lo poco o lo mucho que tenemos en la ciudad. Mi reconocimiento a los que conversan, razona, estudian, camina, discuten y pedalean con un solo propósito: vivir, convencer, razonar y apropiarse de lo que siempre debió ser de todos: nuestra ciudad.

Viernes 7 de mayo a las 10:30 am, vía FB LIVE en @COMOVAMOSNL.

Gracias a El Horizonte por Systemática, esta y otras columnas en bit.ly/2QVbQ2P. Gracias Ximena Peredo, instigadora de esta pequeña aventura.

OpenA