icon_facebookicon_twittericon_linkedinicon_instagram
icon_busqueda
Logotipo El Horizonte
Monterrey, NL
Clima
Mercados financieros, en punto de quiebre Por: Guillermo Barba Inteligencia Financiera GlobalLunes, 17 de Agosto de 2020 00:54 a.m.

Una de las inquietudes y preguntas que más nos han hecho los lectores esta semana tiene que ver con el curso que en adelante seguirán los mercados financieros: ¿irán al alza o a la baja?, ¿escalarán o se desplomarán las bolsas?, etc.

La respuesta es que dependerá de los "sentimientos" del mercado.

Es muy importante recordar cómo a principios de año dijimos que el brote mundial del nuevo coronavirus no debería de causar una recesión global. ¡Y así debió ser! Sin embargo, el pánico –impulsado de forma intencional desde alguna parte del poder que mueve al mundo–, nos orilló al llamado "Gran Confinamiento".

Dicho confinamiento universal pasará a la historia como el error económico más grande de la historia.

Haber cerrado a propósito todas las actividades económicas que los políticos declararan arbitrariamente como "no esenciales" causó un paro en seco que nos empujó, de la nada, a la peor crisis y recesión global en casi un siglo. Y todo, por una emoción: el miedo.

De hecho, así es siempre. Los mercados son más movidos por emociones que por razones. 

En este sentido la "pandemia" de pánico global resultó mucho más dañina que la de coronavirus, y provocará un mal mucho más profundo, más pérdida de vidas, empobrecimiento de largo plazo y la ocasión perfecta que están aprovechando los gobiernos para coartar nuestra libertad individual con toda clase de restricciones y ocurrencias "por nuestro bien".

Así, una crisis que no debió ser se convirtió en la peor jamás vista. ¿Por qué? Por dejarnos dominar por las emociones, y quizá, por la peor y más primitiva de ellas.

Del mismo modo, en adelante serán también las emociones las que nos anticipen el curso que seguirán los mercados, y por eso, estamos en un "punto de quiebre".

De hecho, el anuncio de la primera vacuna rusa contra COVID-19 disparó la euforia y tumbó activos refugio como los metales preciosos que, en el caso del oro, no paraba de alcanzar máximos históricos. ¿Qué tiene que ver una vacuna con los mercados financieros? Muy poco, pero tiene todo que ver con un posible cambio en los sentimientos de la gente y de los inversores, del miedo hacia el optimismo.

Por eso, en adelante debemos permanecer muy atentos: si las noticias siguen siendo en el sentido de más o mejores vacunas, aunque sean a nivel experimental, acompañadas de pocos o insignificantes rebrotes en países donde la curva de contagios ya está a la baja, el optimismo se verá reflejado en menor aversión al riesgo acompañado de alzas en los índices bursátiles líderes (los de EUA), baja del dólar, del oro y los bonos del Tesoro.

Este escenario pensamos que es el más probable, y significaría también que podremos volver a comprar oro, dólar, plata y euro a mejores precios. ¡Más que conveniente!

Ahora bien. Si en cambio por cualquier circunstancia el pesimismo y los rebrotes se incrementan, acompañados de notas negativas sobre las vacunas experimentales, entonces es muy probable que vuelvan el pánico, las caídas bursátiles, la baja en las tasas de interés y una escalada a nuevos récords en el oro, la plata, el dólar, yen y otros activos refugio.

Creemos que este escenario es menos probable, pero no imposible.

La recomendación como en otras ocasiones es invertir en su educación financiera y en una adecuada asesoría en materia de inversiones. Manténgase atento a esta columna semanal y a nuestros reportes exclusivos en GuillermoBarba.com.

OpenA