icon_facebookicon_twittericon_linkedinicon_instagram
icon_busqueda
Logotipo El Horizonte
Monterrey, NL
Clima
La planta de la mujer Por: Fina Ferrara Herbolaria y saludLunes, 1 de Junio de 2020 01:50 a.m.

En muchos de los alimentos vegetales existen sustancias parecidas estructuralmente a los estrógenos humanos que se han bautizado con el nombre de fitoestrógenos (fito = planta) por su habilidad para hacerse pasar por los estrógenos humanos.

Los fitoestrógenos son sustancias que debido a su parecido molecular con las verdaderas hormonas sexuales del humano llegan a tener un efecto similar pero de una manera mucho más sutil. Sin ser hormonas, los fitoestrógenos llegan a mimetizar a las verdaderas hormonas sexuales uniéndose a los receptores de las mismas que se encuentran en todas las células humanas.

Los fitoestrógenos tienen como efecto final actuar como reguladores hormonales, ya que pueden competir con los estrógenos humanos, por los sitios receptores, reduciendo el efecto de las verdaderas hormonas cuando el cuerpo las produce en demasía, o sustituyendo a las hormonas cuando estas escasean.

El Cohosh Negro (cimifuga racemosa) una planta originaria de Canadá y la Costa Atlántica de Estados Unidos, también conocida como la Planta de la Mujer por su alto contenido en fitoestrogénos, es un excelente regulador hormonal natural. Se puede utilizar por ejemplo, como sustituto del tratamiento hormonal para la menopausia, reduciendo los bochornos y la resequedad vaginal.

También se utiliza para tratar otros desordenes hormonales como dismenorrea (menstruación dolorosa), amenorrea (falta de menstruación), menstruación abundante, hirsutismo: presencia de vello en zonas no naturales en la mujer, infertilidad en casos de mujeres. menstruación irregular y acné hormonal (tanto en mujeres como en hombres).

En el caso de la dismenorrea y/o cólicos menstruales es necesario utilizar el Cohosh Negro durante un mínimo de tres meses para corregir el problema. La menstruación es un ciclo natural del cuerpo y no debe llevarse con dolor ni sufrimiento. El Cohosh Negro es un remedio natural libre de contraindicaciones y/o daños colaterales. Incluso existe evidencia de que su uso en tiempos prolongados no aumenta el riesgo de cáncer de seno, al contrario, reduce esos pronósticos. También favorece el mantenimiento de la densidad ósea evitando el riesgo de la osteoporosis e incluso ayudando a revertirlo.

Junto con otras plantas ricas en fitoestrógenos, el Cohosh Negro ayuda también en casos de endometriosis y miomatosis; cohosh negro combinado con trébol rojo (Trifolium pratense). Para casos como prolactina alta, senos sensibles durante la menstruación y quistes en senos, se puede utilizar teniendo resultados muy efectivos, el cohosh negro combinado con el vitex (Vitex agnus castus).

Además del Cohosh Negro, existen otras plantas que sirven de apoyo para regular desbalances hormonales en distintas etapas de la mujer. Un ejemplo es la Angélica Don Quai (angelica sinensis), planta de origen chino que se utiliza como un tónico femenino y vigorizante, aumentando la libido, reduciendo el cansancio y la debilidad. Otra planta, la Salvia Española (salvia officinalis), es un excelente apoyo para reducir los bochornos durante la menopausia, controla la sudoración excesiva, es relajante nervioso y ayuda a dormir mejor.

OpenA