icon_facebookicon_twittericon_linkedinicon_instagram
icon_busqueda
Logotipo El Horizonte
Monterrey, NL
Clima
Esta no es una crisis de valores: ¿Entonces? Por: Yanill Brancaccio Olmos La JirafaMartes, 15 de Septiembre de 2020 02:00 a.m.

Esta Jirafa confirma cada día más su tesis: esta crisis que vivimos no es una crisis de valores, sino de la jerarquía que cada uno de nosotros tenemos respecto de ellos.

Me explico. Resulta que una de las características fundamentales de los valores es que son "jerarquizables", es decir, cada persona puede (y tiene la obligación) de ubicar dentro de su escala de valores aquellos que le resultan convenientes para alcanzar los objetivos que se ha planteado tanto a corto como a mediano y largo plazo.

Y esto no quiere decir que los valores sean relativos: lo que vale para mí, no necesariamente vale para ti, sino –por el contrario– esto confirma la subjetividad (yo agregaría, su vivencia personalísima) que tienen -, ya que YO soy el que los asume y los vive y nadie más lo puede hacer por mí. Pero, además, confirma su carácter objetivo, pues si son, verdaderamente, valores (esto es, valiosos) entonces, independientemente, de la ubicación que tengan en mi escala, ellos valdrán, pues permitirán acercarme aquello que me he planteado como fin tanto a corto, como mediano o largo plazo.

Este es justo el reto al que nos enfrentamos cuando intentamos educar en valores.

Pues yo podré plantear una serie de valores que, a mi juicio, resultan o deben de resultar atractivos para mí y los demás; pero resulta que al ser (como lo dijimos) subjetivos, ellos no pueden ni deben imponerse como parámetros de conducta, pues coartaría la libertad, del otro, y, al final del camino, estaría atentando contra la dignidad de mi interlocutor.

Entonces, resulta pertinente la pregunta de si es posible educar en valores, ya que si no tenemos clara esta posibilidad entonces estaremos haciendo intentos fallidos y perderemos nuestro tiempo y esfuerzo en lograr algo que humanamente podría ser inviable.

Así las cosas, debemos de recordar que educar implica sacar lo mejor del otro (educando), es llevarlo a un mejor estadio en el que todas sus potencialidades se vayan haciendo presentes, para que, en la medida de lo posible, se haga más independiente (respecto de sus padres, familiares y profesores), pero a la vez más interdependientes (respecto de la complementariedad que supone su presencia en un entorno social determinado).

Educar, en este sentido no es imponer, sino más bien mostrar, hacer presente y, por qué no, patente aquello que resulta conveniente para mi vida y que me permite adquirir las herramientas para ser mejor Persona y cumplir, así, mi fin.

En este sentido cuando hablamos de educar en valores, lo que debemos de procurar es, sobre todo, transmitirlos con el ejemplo. Es decir, si quiero que se viva la honestidad, lo que debo hacer es ser honesto, si lo que me importa es vivir la puntualidad, lo que óptimo es que yo sea puntual, si busco que la demás gente trabaje con esmero y creatividad, yo mismo debo de hacer lo mismo. De lo contrario, caeré en contradicción y por más que haga una teoría sobre los valores, éstos no serán asimilados y, mucho menos, vividos.

Parafraseando a Aristóteles deberíamos de decir que NO nos importa saber qué son los valores, sino más bien VIVIRLOS. Y regreso al planteamiento con que empecé este texto: Esta no es una crisis de valores, sino más bien de la jerarquía que les hemos dado. No es una crisis de valores, pues siempre actuamos de acuerdo a ellos, incluso el peor de los asesinos lo hace porque – a sus ojos – hacer lo que hace implica lo conveniente, aunque esté mal.

El sicario actúa como tal pues dentro de su escala de valores, le ha dado al valor de la vida (del otro y de la suya propia) una posición muy baja, mientras que le otorga al dinero una jerarquía superior y eso es lo que lo mueve. Debemos, pues, intentar transmitir eso que consideramos como bueno (valores) y no sólo de labios para afuera, sino con todos nuestros actos.

Esta Jirafa educadora seguirá atenta

Mail: editoriales.de.la.jirafa@gmail.com

Twitter: @Soy_la_Jirafa

IG: soy_la_jirafa

OpenA