OpenA
icon_busqueda
Monterrey, NL
Clima

Se hace 'bolas' Registro Público de Nuevo León y atora trámites inmobiliarios

Junio 01, 2021 / Andrea Rodríguez / MONTERREY Notarios y abogados señalan que expedición de documentos por parte del Registro Público de la Propiedad tardaban 5 días y ahora superan el mes.
icon_facebook icon_twitter icon_linkedin

Monterrey, Nuevo León.Notarios y abogados en el estado denuncian que el Registro Público de la Propiedad y el Comercio de Nuevo León pasó de ser, de uno los más rápidos y eficientes del país, a uno de los más lentos.

De acuerdo con titulares de Notarías Públicas del estado de Nuevo León y litigantes, súbitamente “se alentó” el tiempo de respuesta de dicho instituto dependiente del gobierno de Jaime Rodríguez, pues trámites que antes salían en tres o cinco días ahora tardan hasta 40 o más.

Esto no sólo afecta a ciudadanos y notarios que hacen trámites, sino que le da un golpe importante a la productividad del estado, pues el mercado inmobiliario del estado, que representa unos $12,000 millones de pesos, se “atrofia” al entorpecerse sus procesos legales.

Según dijeron notarios a El Horizonte, el director del organismo Víctor García Rosales les ha dicho que la tardanza se debe a que ahora “están poniendo lupa” en cada trámite para evitar reclamaciones posteriores, pero esto, por otro lado, además de golpear la productividad del sector inmobiliario, también pone en riesgo la vigencia de ciertos trámites.

Un ejemplo son los certificados de libertad de gravámenes que se necesitan para comercializar o escriturar propiedades, los cuales hasta hace meses tardaban en promedio cuatro días en liberarse, y ahora tramitarlos puede tardar 30 días, cuando su vigencia es de sólo 45 días desde que se solicitan.

Lo mismo sucede con los trámites de liberación de compra-venta de una propiedad o una cédula única catastral que también han elevado considerablemente el tiempo de tramitación.

“En Coahuila los están sacando en tres días, nosotros éramos de los más rápidos, comparado en otros registros a nivel República, nosotros éramos de los registros más rápido y más eficientes, tal vez alguien se digitalizó más rápido que nosotros”, señaló el notario Norberto de la Rosa.

Un certificado de libertad de gravámenes sirve para demostrar que una propiedad está libre de hipotecas, embargos, adeudos o usufructos.

Al tardar 40 días, señalaron otros notarios diferentes a De la Rosa, el documento prácticamente caduca, pues su vigencia es de 45 días desde el momento en que se solicita. Además, en ese tiempo, una persona puede perder los trámites que ya hizo en Infonavit o algún banco para comprar una propiedad.

“La gente se está desesperando, se llevan de encuentro a los promotores, a los usuarios, a los bancos, a las financieras, a los notarios, mientras no salga eso, estamos todos batallando”, señaló un integrante del colegio de notarios.

El abogado José Ángel Pasillas Rivera, quien diariamente acude a realizar trámites a ese instituto, señaló que él vio que los procesos empezaron a dar se a “paso de tortuga” desde Semana Santa de este año.

El litigante señaló que le ha pedido explicaciones a los empleados y estos le han dicho que es porque están trabajando menos personal debido a la pandemia de Covid-19, que sigue vigente.

“Antes en las ventanillas del Registro Público nos decían:‘los trámites salen de tres a cinco días hábiles’, eso sí era cierto, pero después de la Semana Santa para acá todo se complicó un poco más, porque los trámites sí se están tardando.

“Ya no salen ni en tres días, ni en cinco días, sino que un trámite muy sencillo como un certificado de libertad de gravamen se puede tardar hasta tres semanas o un mes, es lo que está sucediendo últimamente”, mencionó Pasillas.

Lo peor, señalaron, es que a veces el trámite ya está hecho, pero tarda una semana en pasar de la ventanilla a cajas para cobrar su costo y entregárselo a los usuarios.

“(Afecta) a la comercialización de bienes inmuebles y también a los litigios, o sea impacta también directamente en los litigios porque si viene un cliente ahorita, lo entrevisto y le digo ‘requerimos tal papelería’, a lo mejor en una semana ya iniciamos con la papelería en la mano y ahora no, ahora vamos a iniciar dentro de un mes.

“Un certificado de libertad de gravamen nos sirve a nosotros los abogados para poder emprender un juicio, porque al emprender un juicio nosotros tenemos que justificar con documentos algún derecho, en el caso de las notarías es indispensable porque se necesitan hacer trámites por ejemplo la compra-venta”, agregó el abogado.

- Mantienen ‘tortuguismo’ en línea

 

El abogado José Ángel Pasillas Rivera indicó que también hay trámites en línea que se han “atortugado”, tal es el caso de las cédulas únicas catastrales.

Dicho documento que se ocupa para las transacciones inmobiliarias, contienen los antecedentes de construcción y el valor de las propiedades, antes se tramitaba en tres días, pero ahora duran hasta tres semanas.

“Antes en tres días te mandaban mensaje para decirte que tu solicitud era correcta, pero ahora el correo te le mandan en dos semanas y si te faltó algún documento, se tardan una semana más y eso obviamente afecta”, dijo Pasillas.

- Tamaño del mercado

 

Se estima que en Nuevo León, las transacciones inmobiliarias ascienden a unos $12,600 millones de pesos al año. De estos, a los municipios les quedan $360 millones por impuestos como ISAI e ISR y al estado $60 millones por pago de derechos.

Sin embargo, para que esas transacciones sean posibles, se necesitan documentos que ahora la autoridad estatal tarda entregar, como los certificados de libertad de gravámenes.

“Esto es el que detona el movimiento de la riqueza con el preventivo hay quien puede vender, quién puede comprar, quien puede financiar un inmueble, si no tienes el Pre preventivo el certificado de libertad no se mueve la riqueza”, dijo otro notario que pidió no ser identificado.

Comentarios imagen
OpenA