icon_busqueda
Monterrey, NL
Clima

EUA confiesa que utilizó gas pimienta para abrir paso a Trump

Junio 13, 2020 / EFE / MONTERREY Fue el Servicio Secreto quien revelara que esparcieron gas pimienta para quitar a las manifestantes y así dar acceso a Donald Trump a la Casa Blanca
icon_facebook icon_twitter icon_linkedin

El Servicio Secreto de EUA reconoció este sábado que este mes usó gas pimienta para dispersar a los manifestantes de los alrededores de la Casa Blanca y abrir paso al presidente Donald Trump, después de casi dos semanas negando que hubiera usado ningún agente lacrimógeno.

La admisión del Servicio Secreto, el cuerpo encargado de la seguridad de Trump, llegó durante una nueva jornada de protestas en todo Estados Unidos debido a la violencia policial contra los afroamericanos, incluida una manifestación con al menos 300 personas en el centro de Washington.

El incidente al que se refirió el Servicio Secreto tuvo lugar el pasado 1 de junio, cuando agentes federales dispersaron súbitamente a los manifestantes del parque Lafayette, contiguo a la Casa Blanca, para que Trump pudiera salir de su residencia, cruzar la plaza y hacerse una foto ante una iglesia con una Biblia en la mano.

USO DE GAS Y BOMBAS DE PIMIENTA

Cuatro días después, el Servicio Secreto aseguró que "nadie de su personal usó gas lacrimógeno o aerosol de capsicum" en esa operación, recordó la agencia este sábado en un comunicado.

Sin embargo, "desde entonces, la agencia se ha enterado de que uno de sus empleados usó aerosol de capsicum (es decir, aerosol de pimienta) durante esa operación", para "responder a un individuo en actitud de asalto", indica la breve nota.

El Servicio Secreto corrigió su postura después de casi dos semanas en las que la Casa Blanca ha acusado a los medios de mentir sobre el uso de gas pimienta o con efecto lacrimógeno en esa jornada.

Aunque suele diferenciarse del gas lacrimógeno porque éste se compone normalmente del químico clorobenzilideno malononitrilo (CS) y el gas pimienta se deriva del vegetal capsicum, ese tipo de aerosol irrita los ojos hasta el punto de causar lágrimas, dolor e incluso ceguera temporal.

Al día siguiente del incidente, la Policía de Parques de EE.UU. también negó que sus agentes "o los que les apoyaban" hubieran usado gas lacrimógeno para dispersar a los manifestantes, sino "botes de humo y bombas de pimienta".

Un portavoz de la Policía de Parques, Eduardo Delgado, dijo la semana pasada a la cadena CNN que la agencia había cometido "un error" al decir que no usó "ningún gas lacrimógeno" durante la operación, porque las bombas de pimienta pueden considerarse como tales.

SIGUEN LAS PROTESTAS EN TODO EUA

La corrección llegó durante el tercer sábado consecutivo de protestas en Estados Unidos contra la violencia policial, espoleadas por el homicidio del afroamericano George Floyd el pasado 25 de mayo en Mineápolis (Minesota), donde un policía blanco presionó con su rodilla el cuello de la víctima durante casi nueve minutos.

Las manifestaciones continuaron en un ambiente pacífico pero fueron mucho menos multitudinarias en Washington que la semana anterior, cuando más de 10.000 personas se congregaron en la capital.

Este sábado, decenas de personas se congregaron ante la recién reabierta plaza Lafayette al ritmo de música house, y otro grupo protestó ante la casa de la alcaldesa, Muriel Bowser, para pedirle que recorte los fondos a la Policía.

La protesta fue más multitudinaria en Boston, donde miles de personas marcharon contra la brutalidad policial, y fue especialmente intensa en Atlanta (Georgia), donde la multitud se indignó ante la noticia de que otro joven afroamericano, Rayshard Brooks, murió este viernes por disparos de un agente blanco.


Comentarios imagen
OpenA