icon_facebookicon_twittericon_linkedinicon_instagram
icon_busqueda
Logotipo El Horizonte
Monterrey, NL
Clima

Urge sector privado impulsar economía

Marzo 26, 2020 / Redacción / MONTERREYSe requiere implementar estímulos a las personas y a las empresas, y apoyar a la economía del país
icon_facebookicon_twittericon_linkedin

Los empresarios "no estamos pidiendo condonación o disminución de impuestos, ni ninguna concesión especial", ni tampoco "estamos pidiendo que nos venga a salvar nadie", pedimos acciones que beneficien a la economía como un todo para proteger a los más vulnerables como son las micro, pequeñas y medianas empresas (Mipymes) y sus empleos, dijo en videoconferencia el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Carlos Salazar Lomelín, quien estuvo acompañado vía remota por los principales líderes del sector privado.

Por su parte, BBVA dijo que los objetivos fiscales deben pasar a un segundo plano y el gobierno debe olvidar el superávit primario, ya que se requiere implementar estímulos a las personas y a las empresas, así como reorientar las inversiones de la refinería de Dos Bocas, el Tren Maya y el aeropuerto de Santa Lucía para enfrentar la crisis del Coronavirus.

De acuerdo con el economista en Jefe de la institución financiera, Carlos Serrano, cuando está en juego la salud y la sobrevivencia económica de las personas, el déficit no importa, ya que hay que apoyar a la economía del país.

Opinó en conferencia de prensa que se deben hacer transferencias de efectivo tanto a personas que han perdido su empleo, como a aquellas que dependen de su ingreso diario para vivir.

En tanto, Salazar Lomelín aseguró que las grandes empresas van a sobrevivir ante la contingencia por el COVID-19, lo que preocupa son las Mipymes, por ello, dijo que presentaron en su momento un decálogo para solventar la emergencia.

De ese decálogo sobresalen los salarios de subsistencia, sobre los cuales han tratado de convencer a la autoridad de la conveniencia que todo aquel que se quede sin empleo tenga un sueldo de entre $3,000 o $5,000 pesos, pagado una parte por el gobierno y otra por la empresa, para que al menos pueda pasar esta crisis y satisfaga sus necesidades básicas.

Dijo que también han sugerido "qué hacer para que las transacciones tengan validez, para darle liquidez a los mercados, para actuar con los bancos de desarrollo, para que el sistema financiero siga operando correctamente, inclusive hemos sugerido medidas para el periodo de recuperación, que esperamos no exceda a los 60 o 90 días".

Argumentó que se ha hablado de aplicar "una depreciación acelerada", como cuando ocurrió en el caso de los sismos.

(Con información de Agencias)

Comentarios imagen
OpenA