OpenA
icon_busqueda
Monterrey, NL
Clima

Peso fuerte; resiste embate del dólar

Enero 01, 2019 / David Avitúa / MONTERREY Entre 20 de las divisas más negociadas en el mundo, sólo el yen obtuvo una ganancia frente al dólar y la moneda nacional fue la de menor pérdida
icon_facebook icon_twitter icon_linkedin

A pesar de la volatilidad que mostró el tipo de cambio y la incertidumbre que prevaleció en el mercado sobre el panorama económico del país, el peso mexicano se sitúa como una de las monedas que menores pérdidas presentó frente al dólar estadounidense, al registrar una caída marginal de 0.1% al cierre del año. 

En los mercados internacionales, la paridad cambiaria se situó en $19.66 pesos por billete verde, apenas superior al nivel de $19.64 que se observó al término del año pasado.

Con ello, la moneda nacional se ubicó en rendimiento sólo detrás del yen japonés, que tuvo una ganancia de 2.6% contra el dólar, entre 20 de las divisas más importantes en el mundo. 

De esta forma, el peso quedó por encima del euro, la libra esterlina y el yuan, que presentaron descensos superiores al 5 por ciento. 

Durante 2018 el dólar estadounidense registró un fortalecimiento generalizado derivado de las alzas a las tasas de interés por parte de la Reserva Federal de EUA (Fed) y los posibles incrementos que se prevén a éstas en un futuro, así como por una perspectiva favorable para la economía norteamericana en relación a las de otras naciones desarrolladas. 

En cuanto al comportamiento del peso en el año, Banco Base señaló que, en términos generales, durante el primer trimestre la moneda mexicana avanzó debido al optimismo en torno a la renegociación del TLCAN, mientras que en el segundo trimestre se mostró una depreciación atribuida principalmente a la incertidumbre generada por las elecciones presidenciales. 

“En el tercer trimestre, el peso se apreció 5.98% tras los esfuerzos de comunicación del gobierno electo y luego de que se alcanzó un acuerdo preliminar entre México y Estados Unidos en materia comercial, al cual posteriormente se sumó Canadá. 

Finalmente, en el cuarto trimestre, el peso se depreció 5.1%, ante la toma de decisiones por parte del gobierno electo, alejadas de la ortodoxia económica”, explicó. 

La institución financiera destacó que a pesar de la incertidumbre, el peso cerró el año 2018 como una de las divisas con menores pérdidas frente al dólar “debido a las mayores tasas de interés que ofrece el mercado local y a que en otras economías en desarrollo se presentaron serias amenazas para el crecimiento económico y la estabilidad financiera, principalmente en Argentina, Turquía, Brasil, Rusia y Sudáfrica”.

Comentarios imagen
OpenA