OpenA
icon_busqueda
Monterrey, NL
Clima

Se empieza "a ver luz" en las perspectivas inmobiliarias para el 2020

Noviembre 18, 2019 / Alejandra Galvez / MONTERREY El nuevo gobierno federal ha venido a cambiar muchas cosas que habían permanecido intactas desde hace décadas, tales como el tema económico, institucional y de la construcción
icon_facebook icon_twitter icon_linkedin

El sector inmobiliario en la Ciudad de México ya comienza a ver señales de recuperación con la liberación de permisos para volver a construir, aunque el mayor dinamismo podrá verse hasta 2020. De acuerdo con Pablo Vásquez, presidente de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (AMPI), tardará de seis a ocho meses más en verse una recuperación de apenas 0.3% debido a que apenas comenzaron a regularizarse los permisos. Hay que recordar que la Ciudad de México tenía por lo menos cerca de 100 permisos que necesitaban activarse y autorizarse, pero con el nuevo gobierno se frenaron.

Asimismo, se generó una iniciativa de la jefa de Gobierno de la Ciudad de México para intervenir en nueve corredores inmobiliarios dentro de la ciudad, augurando la recuperación del sector de la construcción y un desencadenamiento del sector inmobiliario. Dicha iniciativa abarca el desarrollo de los corredores Centro Histórico, San Cosme, Tacubaya, Reforma Norte, Eje Central, Tlalpan, Vallejo, Atlampa y Zona Rosa. En estas zonas, el gobierno capitalino buscará impulsar proyectos inmobiliarios donde ve un gran potencial de desarrollo y de integración de la población.

A nivel nacional, para entender mejor esta situación es necesario, en primera instancia, considerar que la construcción en México se divide en dos grandes segmentos: el de desarrollo de infraestructura y construcciones pesadas, y el de la edificación. Sobre la edificación, a pesar de los contrastes, la tendencia ha sido a la baja en el que hasta ahora sigue siendo el mercado más importante, en términos de valor y volumen, para este segmento, y que conforma entre 55 y 60 por ciento de este: el de vivienda.

Dentro del mercado de vivienda existen subsectores que, durante los últimos meses, han registrado el siguiente comportamiento. Estos subsectores son vivienda para los segmentos de menor ingreso, vivienda de interés social, vivienda para segmentos medios y residencial, y vivienda residencial y residencial de lujo. Si bien la vivienda es el mercado más importante del segmento de edificación, existe otro componente, de gran relevancia, dedicado a la edificación de hoteles, centros comerciales, oficinas, complejos de usos mixtos y de servicios (como hospitales, escuelas y oficinas de gobierno), cuyo comportamiento es diferente en cada caso. En todos ellos influye el esquema de autorizaciones de construcción y factibilidades, clima de inversión, tasas de referencia para la inversión y condiciones de oferta y demanda de los clientes finales.

En lo que se refiere a los edificios grandes y medianos utilizados para oficinas, complejos mixtos u hoteles, se ha registrado gran dinamismo en ciudades como Guadalajara, Querétaro, Puebla, Monterrey, Tijuana y Cancún, en donde la oferta y el precio de los servicios tiene un ritmo equilibrado con la demanda. Dependerá de las señales de certidumbre y de las políticas económicas que implemente el nuevo gobierno que la industria de la construcción, una de las más importantes para la economía del país, con impacto en más de 35 actividades económicas y que representa poco más del 4.5% del PIB, vuelva a dinamizarse, con nuevos proyectos de inversión y alcanzado un equilibrio entre la oferta y la demanda. No hay duda, el mercado de la construcción en México aún tiene un gran potencial y muchas oportunidades. Basta contar con las condiciones necesarias para impulsar la inversión y el crecimiento.

Por: Alejandra Gálvez

Facebook e Instagram: AAI México


Comentarios imagen
OpenA