OpenA
icon_busqueda
Monterrey, NL
Clima
imagen impreso
Impreso

Estos malos hábitos podrían estar haciendo que envejezcas rápido ¡Es momento de dejarlos!

Julio 14, 2021 / Noé González / MONTERREY Algunos de estos hábitos pueden llevar a enfermedades muy graves
icon_facebook icon_twitter icon_linkedin

Al paso del tiempo, los seres humanos van adoptando una serie de hábitos, algunos de ellos muy buenos y con una ayuda progresiva para el cuerpo y la mente, sin embargo, hay otros que ni a la mente ni el cuerpo ayudan, al contrario, los deterioran.

A continuación, cuatro de los malos hábitos que hacen que tu piel envejezca de manera prematura.

 

Fumar

El consumir tabaco, sin duda es uno de los hábitos que más afectan a la piel, las toxinas que componen el cigarrillo afectan el proceso de oxigenación celular e interfieren en la regeneración de los tejidos celulares.

El excesivo consumo de cigarros puede resecar y debilitar la piel por lo cual la aparición de manchas y arrugas podría aparecer mucho antes que en personas que no consumen tabaco.

No dormir

Aunque es difícil de regular por el contexto laboral, es importante considerar que el no dormir lo suficiente y comenzar a cambiar las horas de sueño puede alterar los genes, lo que hará que rápidamente la piel se debilite.

Al no dormir bien, se altera el ritmo hormonal del cuerpo y este comienza a producir mayor cortisona, que no precisamente es de mucha ayuda para el cuerpo.

De acuerdo con una investigación de la Universidad Western Ontario, la falta de sueño se asocia con el desarrollo de la psoriasis, una enfermedad de la piel que causa manchas rojas y escamosas que pican, sobre todo en las rodillas, los codos, el tronco y el cuero cabelludo.

Mala Alimentación

La dieta balanceada es importante, pues la comida chatarra abre puertas que no conllevan a ningún final feliz, pudiendo desembocar en obesidad o algún otro problema mucho más fuerte.

Los nutrientes que se obtienen de los buenos alimentos son esenciales para tener una piel saludable, el no consumir ciertos alimentos hace que, por ejemplo: los músculos de la cara no se regeneren rápido, trayendo consigo la pronta vejez.

Consumo de alcohol 

El alcohol reduce los niveles de antioxidantes en la piel, haciéndola menos capaz de contrarrestar la acción de los radicales libres, responsables del envejecimiento celular.

El vino tinto tiene antioxidantes llamados polifenoles que pueden ayudar al nivel de colesterol y proteger sus vasos sanguíneos, o un trago de whisky para temas cardiacos. Sin embargo, el excesivo consumo de bebidas alcohólicas durante un tiempo prolongado puede encoger las células cerebrales y provocar daño cerebral relacionado con el alcohol.

Así que ya sabes, si no quieres que los años comiencen a pasar más rápido sobre tu cuerpo, es momento de ponerse atento e ir tratando de dejar estos hábitos en el pasado.

 

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Comentarios imagen
OpenA