icon_busqueda
Monterrey, NL
Clima

Ejercicio en ayunas, ¿bueno o malo?

Agosto 03, 2020 / Fernando Velázquez / MONTERREY Realizar una rutina antes del desayuno puede ayudar a perder más grasa, pero existen condiciones y "letras chiquitas" que se deben contemplar.
icon_facebook icon_twitter icon_linkedin
imagenNota Se recomienda el cardio moderado como primer ejercicio en ayunas

Cuando apenas se está iniciando en el mundo del ejercicio, y se comienza con alguna actividad física, muchas personas se preguntan sobre el momento adecuado para realizar su rutina.

Usualmente se asocia con el ejercicio matutino y en ayunas, con mejor resultado en la pérdida de grasa y peso.

¿Funciona?

La Revista de Endocrinología Clínica y Metabolistmo registró varios estudios que se relacionan con esta temática y evidenció que hacer deporte en ayunas promueve la pérdida de grasa en mayor medida.

Al tener los niveles de insulina bajos, el cuerpo utiliza menos azúcar como combustible, por lo que obtiene la energía directamente de la grasa, dando pie a que se multiplique su quema.

Es importante tomar en cuenta la calidad de los alimentos post entrenamiento

Su relación con el peso

Sin embargo, a pesar de que resulta muy beneficioso respecto a la pérdida de grasa, no así con el peso, ni con la quema de calorías: perder grasa no implica pesar menos, mientras que respecto a las calorías, los expertos encuentran que no hay diferencia entre lo que se pierde al hacer ejercicio previo a algún alimento o después de comer.

Algunos especialistas sugieren que además de la grasa, el cuerpo utiliza las proteínas para tomar energía, por lo que el desarrollo del músculo puede verse afectado por lo que el ejercicio en ayunas no es recomendado para las personas que buscan aumentar masa muscular.

Contraindicaciones

Los mareos y bajo rendimiento pueden ser algunos efectos secundarios de practicar ejercicio antes de los primeros alimentos del día, por lo que se contempla la actividad física en ayuno sólo para los días que se vaya a realizar cardio moderado.

Si se adopta la costumbre de ejercitarse en ayunas, se corre el riesgo de perder masa muscular, incrementando al flacidez y reduciendo el rendimiento deportivo.

Comentarios imagen
OpenA