icon_busqueda
Monterrey, NL
Clima

Maíz transgénico aliviaría inflamación del intestino

Julio 09, 2020 / Fernando Velázquez / MONTERREY Un tipo de maíz transgénico fue creado para combatir algunas enfermedades intestinales, como el Chron, y se están haciendo estudios al respecto.
icon_facebook icon_twitter icon_linkedin
imagenNota La inflamación intestinal puede tratarse con un nuevo maíz transgénico

Un tipo de maíz transgénico con múltiples antioxidantes fue creado especialmente para aquellos que sufren enfermedades relacionadas a la inflamación del intestino.


Científicos del Centro de Investigación Agrícola Russel E. Larson de Penn Satate fueron quienes innovaron con esta producción.


En general, un paciente con alguna enfermedad inflamatoria intestinal presenta síntomas como diarrea, dificultad para digerir alimentos, náuseas, flatulencias, y hasta depresión.

Enfermedad de Chron


Pero este grupo de especialistas se enfocaron en un síndrome, conocido como enfermedad de Chron, relacionada con afecciones en el colon y considerada incurable, provocando un problema en la calidad de vida de quienes la padecen. 


La enfermedad de Chron puede tener implicaciones hasta mortales, atravesando por síntomas como dolor abdominal, pérdida de peso, fatiga y anemia. Para su tratamiento se emplean algunos esteroides e inmunosupresores, con la finalidad de disminuir la velocidad con la que la enfermedad progresa.


Algunos pacientes con esta enfermedad inflamatoria intestinal pueden llegar a necesitar una intervención quirúrgica si el tratamiento no surte efecto en un periodo determinado.


Los científicos encargados del proyecto, crearon un maíz transgénico que cuenta con altos índices de componentes antiinflamatorios sin efectos secundarios. Los polifenoles logran reducir la inflamación y son el elemento primordial en este producto modificado.

Maíz transgénico prometedor


Las pruebas iniciales se realizaron con ratones afectados con el síndrome de Chron; se alimentaron con el maíz transgénico y los resultados son prometedores, lo que los encaminan hacia un potencial tratamiento en humanos.


Además del maíz, se está trabajando una modificación similar en el arroz. 

Comentarios imagen
OpenA